Apple lleva trabajando meses en hacer la publicidad más «legal» y respetuosa con nuestros dispositivos, algo que sabemos que ha funcionado bastante bien desde el momento en que vimos al CEO de Facebook quejarse al respecto. Todo lo que acabe molestando a Facebook es indiscutiblemente mejor para nosotros como sociedad.

En este caso las reformas de privacidad en iOS hacen que las empresas inviertan ahora más en publicidad dirigida a los usuarios de Android y abandonen las plataformas de Apple. Sin duda, un movimiento que podemos entender como un éxito inmediato de los planes de Apple, recuerda pulsar en «pedir a la app que no rastree».

Desde el Wall Street Journal indican que los precios de los anuncios dirigidos a los usuarios de iOS han caído notablemente, mientras que el precio de los anuncios dirigidos a los usuarios de Android han aumentado, la razón es evidente, es mucho más fácil identificar y atrapar al usuario de Android por las escasas medidas de privacidad que tienen estos dispositivos, vendidos a Google desde el momento en que nacen.

Los anunciantes han perdido gran parte de la información que hacía a los anuncios en iOS tan atractivos, ahora el sistema limita el acceso y el usuario tiene el control sobre los mismos. En los últimos meses los compradores de publicidad han centrado sus esfuerzos en los anuncios para Android, que parecen más efectivos, abandonando progresivamente la plataforma iOS.

Sin ir más lejos, en Facebook se ha dado un incremento de alrededor del 20% en la inversión para anuncios en dispositivos Android, el mismo 20% que ha descendido entre mayo y junio para lo usuarios de iOS toda vez que se ha confirmado que las mejoras implementadas en iOS 14.5 y 14.6 a nivel de privacidad han sido del todo efectivas. Apple ha contribuido un poco a hacer de este un mundo mejor, ¿se apuntarán los demás?